Cistitis: ¿Por Qué me Pasa y Cómo se Trata?

La cistitis es una enfermedad inflamatoria de las vías urinarias inferiores, específicamente en la vejiga, cuyos principales síntomas son el dolor en el vientre, ardor al orinar y sensación de no haber vaciado la vejiga completamente.

Este problema es causado principalmente por una infección bacteriana (cistitis infecciosa), específicamente la Escherichia Coli.

La invasión hacia estos tejidos de las paredes de la vejiga provoca lesiones y libera toxinas que pueden resultar perjudiciales para nuestro organismo.

Otro causante de la cistitis es el daño o irritación de la vejiga, el cual puede generar los mismos síntomas.

Sin embargo, su origen es distinto, por lo que es conocido como cistitis no infecciosa.

Es importante saber que se trata de una enfermedad que ocurre principalmente en las mujeres, se estima que cuatro de cada diez mujeres padecen de cistitis a lo largo de su vida.

La causa de que sea más frecuente en mujeres que en hombres, es por un motivo principalmente físico, ya que los hombres tienen la uretra más larga y más apartada del ano, por lo que es más complejo y difícil para los microorganismos llegar hasta la vejiga.

¿Cuáles son los principales síntomas de la cistitis?

La mayoría de las mujeres experimentará síntomas de dolor, ardor o sensación de picor al orinar, además de una necesidad frecuente de orinar y una sensación frecuente de no vaciar la vejiga por completo.

Otros síntomas frecuentes son un fuerte olor en la orina, así como de apariencia turbia y oscura, lo que puede sugerir sangre en la orina, además de fatiga.

Si experimentas estos síntomas es importante acudir a tu médico para el tratamiento de la enfermedad.

Sintomas cistitis

Factores que pueden causar cistitis

Existen algunos factores que pueden aumentar el riesgo de padecer de cistitis los cuales son los siguientes:

^

Anomalías del aparato urinario

Como cálculos renales o trasplante de riñón.

^

Algunos dispositivos anticonceptivos

Como el uso de diafragma o condones con espermicida.
^

Diabetes tipo 1 o tipo 2

^

Tener una sonda vesical

^

Estar embarazada

^

Antecedentes de infección urinaria

^

Problemas en el sistema inmunitario

^

Uso de catéter

^

Cambios hormonales

^

Deshidratación

^

Entre otros

Este tipo de factores pueden generar cistitis agudas infecciosas o no infecciosas, por lo que, si tienes síntomas y has tenido vivencias con alguno de estos elementos mencionados, lo mejor es contactar a tu médico rápidamente.

¿Cómo se diagnostica la cistitis?

El médico le preguntará acerca de sus síntomas e historial clínico, luego se le realizará un examen físico y se le analizará la orina para detectar si hay presencia de bacterias.

Una vez realizado todos estos procesos el médico podrá presentarle un diagnóstico oficial.

Diagnostico Cistitis

¿Cuáles son los tratamientos de la cistitis?

Una vez diagnosticada, la cistitis aguda infecciosa se trata con antibióticos (de 3 a 14 días), por lo que es importante que tomarlos de acuerdo con las indicaciones.

El médico también puede prescribir otros medicamentos para reducir los síntomas del dolor y los espasmos vesicales.

Además, el arándano rojo americano ha demostrado su eficacia para disminuir la recurrencia de este problema, debido a la sustancia proantocianidinas tipo A2, el cual actúa de manera que puede prevenir la colonización de bacterias de E. Coli, reduciendo la repetición de las infecciones a la mitad tras un año de tratamiento.

Soluciones para prevenir la cistitis

Desde el Centro de Información de la Cistitis se recomienda lo siguiente:

^

Tomar mínimo 1,5 litros de agua al día

^

Ducharse con frecuencia

^

Evacuar frecuentemente

Para evitar colonización de gérmenes cerca del tracto urinario.
^

Mantener higiene

Antes, durante y después de la actividad sexual.
^

Utilizar ropa interior de algodón

Las prendas sintéticas favorecen la transpiración, por consecuencia la aparición de microorganismos.
^

Evitar el uso de diafragma o tampones

Pueden presionar la uretra y dificultar el vaciado de la vejiga.

¿Qué puedes hacer si sufres de este problema?

Si sufres de cistitis es recomendable evitar alimentos o sustancias estimulantes tales como el alcohol, cafeína, tabaco y bebidas carbonatadas, para aliviar los síntomas de orina frecuente.

Además, orinar cada dos a tres horas de forma controlada ayuda a evitar la proliferación de bacterias en la vejiga, del mismo modo, el acto de orinar limpia el tracto urinario.

Para finalizar, llevar una dieta saludable a base de frutas y vegetales para fortalecer el sistema inmune, además se recomienda alimentos ricos en fibra, ya que ayudan al tránsito intestinal.

Además de eliminar a toda costa comidas picantes y condimentadas.

Soluciones Cistitis

Conclusiones

Sin duda, aunque la cistitis normalmente no es una afección grave, puede ser incómoda y provocar complicaciones si no se trata a tiempo.

En algunos casos, esta infección suele desaparecer por sí sola en pocos días, pero si no lo hace, debes acudir a tu médico cuanto antes para obtener un diagnóstico completo y preciso, junto a la mejor manera de solucionarlo.

También te puede interesar…

Candidiasis / Micosis Vaginal: Síntomas y Tratamiento

Candidiasis / Micosis Vaginal: Síntomas y Tratamiento

Una de las infecciones del órgano reproductor femenino más comunes es la candidiasis o micosis vaginal.Este problema causado por hongos es muy común en las mujeres adultas entre los 20 y 40 años sexualmente activas, las que son embarazadas, o con menopausia.¿Cómo se...

7 Preguntas Vergonzosas Que Siempre Has Querido Hacer a Tu Ginecólogo

7 Preguntas Vergonzosas Que Siempre Has Querido Hacer a Tu Ginecólogo

Generalmente, los ginecólogos siempre esperan respuestas totalmente honestas a sus preguntas, desde el color de nuestro flujo vaginal hasta el método anticonceptivo utilizado. Sin embargo, son muchas las preguntas vergonzosas que queremos hacerle al ginecólogo, que...

Incontinencia Urinaria en la Mujer: ¿Por Qué Me Pasa?

Incontinencia Urinaria en la Mujer: ¿Por Qué Me Pasa?

La incontinencia urinaria es un problema frecuente en muchas mujeres, la cual tiene como consecuencia un impacto negativo en su calidad de vida, ya que modifica o altera la rutina diaria de la persona que la padece.Hay que destacar que no es un problema grave, así que...

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×